La historia detrás de estos platillos típicos de Veracruz - Bocamarina
Descargar brochure

La historia detrás de estos platillos típicos de Veracruz

octubre 16, 2019


Todos tienen su platillo típico favorito, ya sea un rico cóctel Vuelve a la Vida, o un delicioso caldo, como el Mondongo; Veracruz ofrece una amplia variedad gastronómica inigualable. ¿Alguna vez te has puesto a pensar cómo surgieron estos platillos típicos de Veracruz? Algunos datan desde tiempo prehispánicos o de culturas como los mexicas, otros son más recientes; no obstante, todos tienen historias interesantes que no pueden dejar de conocer.

Arroz a la tumbada

Este es uno de los platillos más emblemáticos del estado. Sin embargo, a pesar de su fama, muchos no comprenden su nombre, “a la tumbada”. Este modismo viene de la primera vez que se preparó este platillo, hecho por un pescador en medio el mar. Cuando las jornadas en el mar eran largas y tenían almacenes de comida y de hielo, cada día un marinero distinto tenía la obligación de preparar el alimento. 

 

Cuando llegó el día de un pescador que no sabía mucho de cocinar, le realizó “al aventón”; utilizó un contenedor de manteca que todavía tenía residuos, agregó agua y arroz y eventualmente empezó a agregar mariscos. Al llegar los otros pescadores hambrientos, listos para comer, el arroz todavía tenía caldo; sin embargo, el pescador así se los sirvió y mencionó que lo había hecho “a la tumbada”. Al confundir a todos con ese término, explicó que se refería que lo había hecho en apuros y “al aventón”.

Vuelve a la vida

Este cóctel de mariscos es el favorito y predeterminado para curar la resaca o las desveladas. Cualquiera que haya estado en estas condiciones, probablemente probó este cóctel en su momento. ¿Por qué mariscos? Volvemos a los marineros, después de largas jornadas de trabajo, con desvelo; al llegar a las costas los pescadores solían comer mariscos para darse energía. 

Posteriormente, cuando se aprendió más de las propiedades de los mariscos, se dieron cuenta que los mariscos son ricos en zinc y proteína, siendo el zinc uno de los minerales que propician la producción de testosterona en los hombres, es natural que alimentos cargados de este mineral, nos den energías.</

Mondongo

Este famoso guisado, que tiene sus versiones en diversas áreas del país, tiene un origen bastante triste de la época prehispánica. Muchos platillos de este tipo, vienen de la Colonia, cuando varias personas y familias contaban con esclavos. En esa época, los esclavos solo tenían permitido comer los restos de la comida, lo que sus patrones no querían, como lo eran las vísceras y tripas. De ahí el origen de un caldo, a base los restos de la carne, como la pancita o el menudo.

Zacahuil

Esta especie de tamal gigante, tan amado en el corazón de los jarochos, tiene el origen más oscuro de todos. Durante la época de los mexicas, data una leyenda de que el primer Zacahuil, fue relleno de la carne de Huehutli, un líder mexica acusado de someter a los huastecos y causar infinitas atrocidades. Al comer este tamal preparado, las mujeres que habían sido ultrajadas por este líder mexica, podían recuperar su honra. Hoy en día se rellena de pollo o puerco, aunque en tiempos prehispánicos se rellenaba de cualquier animal, desde jabalís y venados, hasta armadillos y víboras.

Quién diría que podría haber historias tan divertidas, o tan oscuras, detrás del origen de estos alimentos que tanto amamos. ¿Te sabías la historia de algunos de estos platillos típicos de Veracruz? ¡Compártenos cuál es tu favorito! Y si tienes la anécdota de algún otro… ¡Te escuchamos! 

Fuente: Animal Gourmet, Más México, México en mi Cocina, INAH, Más de México